Blogia
La Cueva del Druida

¡A la puta calle!

Sí, lo siento, el artículo de hoy no es válido para mentes sensibles o menores de 18 años, de hecho si estás en alguno de estos dos grupos te recomiendo que pases de leerlo y vayas a esta página. Si por el contrario no te importa leer lo que realmente pensamos sobre el tema que vamos a tratar a continuación, y estás dispuesto a soportar como nos desahogamos, entonces sigue leyendo, pero no digas que no te avisamos.

Teníamos que haber regresado el día 28 por la noche, después de disfrutar nuestra pequeña pero intensa semanita de vacaciones, y nos encontramos con que el vuelo en el que veníamos, se vió irremisiblemnete retrasado y desviado al aeropuerto de Alicante porque unos HIJOS DE PUTA tenían cortado el aeropuerto de Barcelona desde las 9 de la mañana. Los citados HIJOS DE PUTA, lo hicieron saltándose a la torera la legislación que regula el derecho a huelga de todos los españoles, recogido en el artículo 28 de la Constitutción Española, y que indica que será regulado por la normativa correspondiente, pero que se mantendrán en cualquier caso los servicios mínimos necesarios en cada caso. En nuestro país no hay una Ley de Huelga reconocida, de hecho existen lagunas legales en este sentido como podeís leer en este artículo, pero en lo que sí existe es un consenso respetado habitualmente por sindicatos convocantes de la misma, y que consiste en el anuncio de dicha huelga con cierta antelación (al menos una semana) y en el soporte de los servicios mínimos de alguna manera. En el caso de los sucedido el Viernes pasado no ha existido ninguna de esas dos condiciones. El asalto al aeropuerto de Barcelona ha sido completamente ilegal, y aunque quieran disfrazarlo como huelga es impensable asignarle tal calificativo a una acción que ha llevado a la destrución del ala de uno de los aviones que estaban allí en espera, y a múltiples ataques de pánico y claustrofobia entre los más de 10.000 afectados; alguno de los cuales se "tiró" de las puertas del avión en que se encontraba, a pesar de no haber escalerilla para bajar del mismo, por el nerviosismo acumulado.

Desgraciadamente el Gobierno ha demostrado también su ineptitud alargando la actuación polícial hasta última hora de el Viernes, cuando entró la Guardia Civil a desalojar a los "asaltantes". Es evidente que si pagamos con nuestros impuestos una policía nacional con equipo antidisturbios, una policía autonómica, una policía municipal, y un ejército, es para que se usen esos medios en caso necesario, y no sólo para misiones humanitarias o para quedar bien de cara a la comunidad internacional. No entendemos a que esperaba el Gobierno para dar el visto bueno a la actuación de cualquiera de esas fuerzas para permitir que el tráfico aéreo continuara como debiera. Habría que pedir responsabilidades a la Ministra correspondiente para que explicará porque dejó que tantos pasajeros sufireran este asalto ilegal por parte de estos HIJOS DE PUTA.

Para más inri, esos mismos HIJOS DE PUTA salieron ayer en la televición "pidiendo disculpas" por los daños ocasionados y alegando que lo hicieron por defender sus puestos de trabajo. pues bien, nosotros no recordamos dónde estaban esos mismos HIJOS DE PUTA cuando comenzó el cierre de los astilleros de Ferrol, el traslado de la fábrica de SEAT, la suspensión de la Fábrica de Armas en Coruña, o el cierre de Tabacalera en esta misma ciudad hace poco tiempo.  Tampoco recuerdo que hacían cuando se aprobó la ley de Empresas de trabajo Temporal, o cuando muchas otras empresas han ido cerrando sus puertas en nuestro país para irse a Europa del Este dejando a multitud de empleados con familia e hipotecas y en la calle, ni dónde estaban cuando en los últimos años los pescadores gallegos, asturianos y del País Vasco han ido perdiendo caladeros de pesca y pasando a formar parte de las interminables listas del paro, o cuando la cuota láctea dejó a Galicia sin la producción lechera que daba de comer miles de familias de nuestra Comunidad. Pero realmente nos es igual todo eso, ahora lo que queremos, lo que reclamamos, lo que exigimos, es QUE LOS ECHEN A TODOS A LA PUTA CALLE, al menos para empezar estaría bien, despido procedente evidentemente, porque un asalto a un aeropuerto internacional no se parece en nada a una huelga. Y después de eso que existan responabilidades penales y económicas. No nos explicamos como ha habido sólo 9 personas detenidas (que seguramente ni pasarán una hora en la cárcel).

Es una lástima que las fuerzas de seguridad no hubieran permitido a los pasajeros que salieran a la pista a "hablar" con los asaltantes, seguramente todo se hubiera arreglado más rápidamente y con menos problemas.

Puede que algunos penseís que nos estamos pasando, pero no es así. En nuestro caso hemos tenido suerte, al final nos desviaron al aeropuerto de Alicante, y tras 7 horas de colas, esperas y paseos a uno y otro lado del mismo; sin comer; conseguimos un billete para el día 29 para Santiago de Compostela, y pasamos una noche con los gastos completamente pagados en el Melia Alicante, incluyendo trasportes de ida y vuelta al aeropuerto, cena y desayuno. Éramos 50 personas, no todos consiguieron vuelo tan rápido y algunos posiblemente hayan estado hasta hoy allí. Agradecemos el esfuerzo realizado por el personal de tierra del aeropuerto de Alicante que no está acostumbrado a este tipo de sucesos y desde su inicial desorganización supo ir adaptándose con el paso de las horas. Pero no podemos olvidarnos de la mujer embarazada de 8 meses que estaba esperando sentada en la maleta a la cola con nosotros, ni del padre con dos niñas pequeñas que tenía que llegar a Sevilla y al que no le daban encontrado vuelo, ni de la chica con muletas que estaba aguantando de pie; porque en venta de billetes del aeropuerto de Alicante no hay apenas sillas; a que le tocara el turno, ni a la chica eslovaca que venía de Viena y que tenía que ir a Barcelona para regresar a su país y que no sabía que era lo que estaba pasando, ni a la madre con una niña de cuatro añitos que sólo hablaba francés y que lloraba desesperada porque le habían perdido el equipaje y no sabía que hacer.... Y como todas ellas habreís visto en la televisión estos días muchas historias más. Nosotros por lo menos veníamos de la vuelta de las vacaciones y como quien dice el transtorno fue más suave dentro de la incomodidad de todo ello, pero aún así jode.

En los enlaces que os dejo aquí podeís leer más sobre todo este suceso:

http://www.abc.es/20060730/opinion-editorial/huelga-salvaje-prat_200607300305.html

http://www.europapress.es/europa2003/noticia.aspx?tabID=5&ch=136&cod=20060728180701

http://www.elpais.es/articulo/economia/trabajadores/Iberia/

Evidentemente ahora toca el turno de las correspondientes reclamaciones. En la página de de IBERIA teneís más datos sobre como hacerlas y como debemos ponernos en contacto con ellos y demás. Desde aquí, a todos los que; como nosotros; habeís sido afectados os animamos a reclamar, cuantas más reclamaciones haya más importancia tomará este asunto y con un poco de suerte más medidas drásticas se tomarán para evitarlo en futuros años.

Sentimos que este primer artículo se vista de esta guisa y que hayaís tenido que soportar nuestra frustración acumulada a lo largo de horas de espera, pero creemos que ya esta bien que este país siga siendo la España de peineta y pandereta que era en la época de Heminway. Entendemos que los cambios empiezan desde los afectados porque los demás, ya sean políticos, jefazos, o grandes empresas, siempre se lavan las manos, y no nos parece bien que, por culpa de unos HIJOS DE PUTA; que hasta ahora han vivido de maravilla y con contratos de ensueño; tengamos que pagar el pato siempre los mismos, que intentamos llegar a fin de mes como podemos y que apenas podemos disfrutar de una semana de vacaciones que encima nos van a joder estos HIJOS DE PUTA (aunque parezcamos reiterativos si estuvierais en nuestro lugar entenderiaís porque lo hacemos).

Ya para despedirnos utilizamos el título de este artículo, seríamos felices si las represalias anunciadas por el gobierno ayer se reflejasen en el despido de todos estos HIJOS DE PUTA y nos gustaría pensar que eso redundara en el final de este tipo de actuaciones por parte de otros colectivos, y que de una vez se definera una Ley de Huelga que diera cobertura a los usuarios, y no sólo a los manifestantes, porque en el fondo, al final, los que pagamos las consecuencias de todo esto somos siempre los españolitos de a pie.

Ahora si nos disculpaís tenemos que ir preparando una larga lista de reclamaciones y quejas, que esperamos que lleguen a buen puerto.

Ah, por cierto, nos alegramos de estar de vuelta de nuevo por aquí Guiño.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres